Autor: La Lic. Evelin Bruno es terapeuta y Directora de educación en PsySon. Es psicóloga, docente universitaria, coach y especialista en terapia cognitiva y psicología positiva. Cuenta con más de quince años de experiencia clínica acompañando a líderes religiosos y sus familias.

Siempre podemos elegir cómo responder a las circunstancias. Tenemos la capacidad y la absoluta libertad de responder a lo que nos sucede.

Para ejercitar esta libertad, te invitamos a realizar el siguiente ejercicio extraído del libro de Stephen Covey “Los 7 hábitos de la gente altamente efectiva”

Te pido que hagas una lista de todas las cosas que te preocupan. Si tienes más preocupaciones de las que caben en la lista, te pido por favor que sigas enumerando y extiende el número de las mismas. Cuantas más preocupaciones tengas en la lista, más útil te resultará el ejercicio.

  • Escribe cualquier cosa que durante el día venga a tu mente y te inquiete. Puede ser desde la salud, hasta tu economía, la situación del país, del mundo, la pandemia, la vecina, tu falta de hacer ejercicio, la convivencia que te molesta, la tintura que no tienes para tu pelo, etc.
  • A continuación, podrás observar dos círculos. Al más grande lo llamaremos “circulo de preocupación” y al más pequeño “circulo de influencia”.
  • En el círculo de preocupación (ámbito del otro o de la realidad) anota el número de aquellas preocupaciones de tu lista sobre las que no tienes ningún control, es decir, aquellas cuya solución no depende de ti.
  • En el círculo de poder o de influencia (ámbito del yo), te pido que anotes el número de aquellas otras preocupaciones sobre las que sí puedes ejercer alguna influencia.

  • Una vez que haz ubicado cada preocupación, realiza un círculo pequeño alrededor de aquellas preocupaciones a las cuales dedicas por lo menos 40 minutos semanales de pensamientos.
  • ¿Cuántas de las inquietudes que te preocupan están en tu círculo de preocupación y cuántas están en tu círculo de influencia?
  • ¿Cuánto tiempo semanal dedicas a pensar en cosas que están fuera de tu control? Recuerda que en este punto radica el aumento o buen manejo de la ansiedad.
  • ¿Sobre cuántas de las cosas que están dentro de tu círculo de influencia trabajas diaria o semanalmente para por medio de acciones concretas?
  • ¿Te ocupas de las cosas que te inquietan o solo te quedas en el pensamiento creando inquietud o tranquilizándote en lugar de generar acciones efectivas?
  • Cuando piensas en lo que te inquieta ¿esos pensamientos están centrados en la solución o solo recorren una y otra vez un espacio de malestar para vos?
  • Reflexiona en las respuestas a estas preguntas y diseña un plan de acción sobre aquellas cosas que dependen de vos.

 

* Covey, Stephen (2005). LOS 7 HABITOS DE LA GENTE ALTAMENTE EFECTIVA (1a. ed.). BARCELONA: PAIDOS